Las madres


Existen féminas que ven a un hijo como un problema, como “algo” que llega en el momento justo para arruinar sus vidas, una “cosa” de la que no se pueden hacer cargo y desean desesperadamente desprenderse lo antes posible, desecharlo.  Entonces se libran de aquella complicación y siguen adelante con sus existencias cobardes, egoístas e inmaduras. Actualmente está de moda  aplaudir y reverenciar dicha actitud, a riesgo de ser acusados de medieval, facho, atrasado, ignorante, etc…

Particularmente cuando observo marchas de mujeres pidiendo por el derecho a interrumpir la vida de su prole, vienen a mi mente las marchas que encabezaron otras. Esas que, a riesgo de acabar “desaparecidas”, se abrieron paso entre una  multitud indiferente para encontrar a sus hijos. Cargando sobre sus frágiles espaldas con el asfixiante peso del dolor y la desesperación, estas MUJERES fueron capaces de dar al mundo una inmensa lección, de aquellas que  solamente una madre es capaz de dar.

.

.

Explore posts in the same categories: Efemérides, Historia Argentina

26 comentarios en “Las madres”

  1. ricardo45sfe Says:

    Lindo Luciana… me da la sensación de que se podría haber extendido el tema, en esa antinomia de las madres despreocupadas y las que dan la vida por saber el paredero de sus hijos… #sensación . Beso, bueno como siempre.


  2. Excelente pensamiento de paradójica actualidad…

  3. sebastian de chivilcoy Says:

    Muy buena tu reflexión, esta claro que es un tema muy delicado y hoy en día es muy fácil acusar de “facho, gorila, atrasado, ignorante y un larga etc.” a los que piensan diferente. Beso y es un placer leerte.

  4. 67quijote Says:

    Paradogicamente, son las personas que tienen vida, los que tratan de impedir que otros la tengan.

    No obstante, no me pronunciare al respecto al aborto, o bueno si, estoy totalmente en contra, pero no lanzarè lanzas, como quijote que soy, a quien lo practique. Creo que es un “derecho” que con el paso tiempo, cargara sobre sus espaldas.

    Creeme, tuve una experiencia al respecto, se de que hablo. Conozoco a una mujer que carga sobre su conciencia un hecho tan cruel. Incluso yo por acompañarla ¿que podia hacer si no fuì capaz de hacerla entender? El tiempo pone a cada uno en su lugar, a pocos escrupulos que tenga una persona.

    • kalipolis Says:

      Gracias por tu valiosa opinión amigo mio, imagino que debe ser muy jodido.

      • 67quijote Says:

        ¿sabes? no se si deberia decirte esto, espero no lo utilices en twuitter, en serio. Fue mi novia, 8 años con ella, la queria y respetaba, siempre fui fiel, a partir de ese dia… todoo cambio, fuè como si me arrancara algo que realmente era mio.
        Empezaron las infelidades, por mi parte, no la suya, creeme, me amaba, empezaron los reproches, e incluso desde aquel dia, fuì incapaz de hacer el amor con ella, habia veces que me daba incluso asco. Hace el amor por obligaciòn fue el desencadenante de que todo terminara.
        Unos años despues la vi, fuimos a tomar algo por alli, me lloro desconsoladamente, tenia una herida abierta en el corazòn, se equivoco, pero ya no habia soluciòn, me habia perdido, incluso como amigo.
        Esta es mi triste experiencia al respecto del aborto, repito, no lo utilices, eso me haria daño luciana.


  5. Me gusta tu punto de vista , y es mas valioso viniendo de una mujer , la vida es lo mas importante , todo lo demás es una estupidez ¡¡

    • kalipolis Says:

      Justamente, vivir es lo único que tenemos … como dijo Ortega y Gasset “Su tiempo es lo único que el hombre posee verdaderamente”, su tiempo, su existencia, su momento.

  6. ernvera Says:

    Nunca más de acuerdo contigo!

  7. ernvera Says:

    Nunca tan de acuerdo contigo!

    • Jorge - Río Cuarto Says:

      Ana, ni te gastes. La verdad que me puse a ver a esta chica que tiene este blog y veo su limitada posibilidad de comprensión. Queda evidente en que ella está cuestionando en este artículo su opinión sobre el aborto sin entender que la ley que se propone implica educación y asistencia, además de que habla sobre la DESpenalización del aborto y en ningún momento dice si el aborto está bien o está mal. Quién es para catalogar así a los que toman esa decisión? quién es para imponer (ella y cualquiera) el tipo de moral en el que ella fue educada o piensa que es la moral “correcta”?
      Es gracioso leerla, no sólo en este tema, si no en sus permanentes agresiones a nuestro gobierno democrático. Entré a curiosear y encontré a una mente muy cerrada (Mendoza tiene esa fama, si es que es de ahí) que encima se cree inteligente. Lo que es mas lamentable es que es jóven y está desperdiciando su vida en críticas sin sustento. Podría hacer algo realmente productivo para el país en lugar de ver de qué manera puede criticar a un sistema que, lejos de funcionar correctamente, lo hace mucho mejor que hace pocos años, pero evidentemente le costaría muchísimo entenderlo.

  8. Ana Says:

    Son dos cosas que no tienen nada que ver. Mezclás el tema del aborto en una comparación ridícula que resolvés en dos parrafitos. Compará a Las Madres de Plaza de Mayo con la lucha de Susana Trimarco, La Madre de Marita Verón. Ahí tenés algo más interesante y pertinente.

    • kalipolis Says:

      Respeto tu opinión, por mi parte comparo lo que me parece, gracias.

      • 67quijote Says:

        HE DICHO!!! JAJAJA, ademas este es su blog, no el tuyo ana, tiene toda la razon del mundo,,, jajajjaja

        (me encanta esta mujer, aun me estoy riendo de su contestaciòn)

      • Ana Says:

        Amagué un par de veces, y pensé en dejar el tema acá, pero es más fuerte que yo. Si querés, no lo publiques, aunque me gustaría preguntarle a “67quijote”: qué le parece tan gracioso? En cuanto a lo de la comparación, sí, podés comparar lo que te parezca, pero con honestidad intelectual, y vos abordás uno de los temas desde lo público (la lucha de un grupo de mujeres contra el terrorismo de Estado), y el otro desde lo privado (elección personal, y adjetivás: “egoísta, cobarde, inmadura”). En una comparación intelectualmente honesta, creo que el aborto debería ser abordado también desde lo público, o sea: un tema de desigualdad. ¿Quiénes mueren en ese tipo de prácticas?, no aquellas que cuentan con los recursos económicos. Y, por último, tu adjetivación sobre la “elección personal”, es claramente hecha desde la posición que vos ocupás en el espacio social. Para muchas de aquellas que mueren haciéndose abortos, los motivos son muy distintos. Saludos.

      • kalipolis Says:

        Desde mi óptica el aborto es un asesinato, desde mi óptica nadie tiene derecho a decir sobre la existencia o no de otro ser. No te hablo desde postulados religiosos, lo hago desde mi concepción de vida. Todo lo subordino a eso: al derecho a existir, el resto es superfluo. Si una mujer muere por practicarse un aborto tuvo la posibilidad de seguir viviendo sin abortar, incluso porque no fue abortada vos podes pedir por su “derecho” a eliminar una vida. Para mi se pueden comparar ambos casos desde el hecho de lo que es ser madre, y como mujer es lo que más admiro en otras: la capacidad de defender a un hijo con uñas y dientes. Y el aborto me parece egoista, cobarde y mediocre, de gente mediocre que no sabe enfrentar la vida y hacerse cargo. Saludos


  9. Yo no incluiria a mujeres o niñas que sean violadas y producto de tal vil ataque queden embarazadas. Ahi, la mujer que quiera, debe tener todas las garantias.
    Como metodo de control de natalidad, no me parece correcto . Pero bueno, la iglesia sigue viendo como “Malo” el profiláctico…muchas cosas y mentes por cambiar.
    Estoy de acuerdo con Ana en lo que se refiere a desigualdad, hoy, tener OSDE te hace NO morir, pero no NO hacerte un aborto. Solo que con guita no salis en las estadisticas de mutilacion o muerte.
    No es egoismo ni cobardia muchas veces, es desesperacion, soledad, en donde NO veo al hombre particitivamente. Con un buen hombre al lado, muchos abortos no se harian, pero todo recae en la mujer, y un embarazo es de a DOS, no ?

    • 67quijote Says:

      Ana, tengo un lema que siempre intento llevar como bandera en mi vida. Lo aprendi del quijote, leo textualmente, (espero que seas capaz de entenderlo, es castellano antiguo)

      <> (capitulo XLIII de la segunda parte del quijote)

      Si lees bien, no compare a nadie, kalipolis tampoco, simplemente ha objetivado el derecho de una madre a saber de sus hijos y pronunciarse abiertamente en contra del aborto. Una expresion sin duda, que como mujer que es, la avala como persona digna, franca ademas de sensible. Por lo menos, leyendo de nuevo todo para no caer en errores gramaticales, asi lo entendido.

      Saludos ana, libertad de expresiòn de luciana y repito, este blog es suyo, no tuyo, podra gustar en mayor o menor medida a quienes nos acercamos a el, incluso te deja mostrar tu punto de vista sin censura alguna, algo que realmente le honra, pero no entiendo una critica tan desacertada por tu parte.

      • 67quijote Says:

        ¿Porque no salio el texto? lo repito.
        Este consejo quiero darte, Sancho, que no sirve de adorno al cuerpo, para que lleves en la memoria. Jamas te pongas a disputar de linajes, a los menos comparandolos entre si, pues, por fuerza, en los que se comparan uno ha de ser el mejor, y del que abatieres seras aborrecido, y del que levantares, en ninguna manera premiado.

        Lo dicho, no he visto a Luciana abatir a nadie, dio su punto de vista y nos mostro la lucha encarnecida de unas madres por encontrar a sus hijos, sin mas, no busques, ana, demonios donde no los encuentro.

        saludos de nuevo.. por cierto luciana ¿porque cuando pones <> no aparece en ningun blog? Soy pez en esto de la informatica, me gustaria me lo dijeras. gracias

  10. Antonio Soto Says:

    Luciana:
    Hace rato que muchas mujeres luchan por no ser la “maceta donde el hombre pone su semillita” y son más parecidas a las que luchan por sus hijos desaparecidos que a las que vos (con una gran irresponsabilidad y ceguera) les adjudicas las peores características humanas. Hay ejemplos para justificar cualquier posición al respecto, pero elegir como tema el aborto, aislado de las verdaderas condiciones sociales en que se produce (que lleva a una mujer a esa situación, ¿en cuanto somos responsables de esa cruel decisión?) es poner la respuesta antes de la pregunta, mejor dicho, es no preguntarse nada. Puro prejuicio y el peor método, para entender algo,es guiarse por algunos casos personales y reducir todo a esos casos, olvidando,incluso, el papel social que tienen tus prejuicios.
    Si bien nadie en su sano juicio puede defender el aborto por el aborto mismo, es un hecho que “salva” a quienes como vos “se pueden sacar un problema de encima” y masacra a los cientos de mujeres y niñas acorraladas por la pobreza, la ignorancia,el miedo, la soledad y la incomprensión de personas como vos.
    Si recurrís a la historia, como soles hacer, te darías cuenta que solo en los tiempos cercanos se les ocurrió el “argumento” de la defensa del “niño por nacer”, siempre fue un tema de poner a la mujer solo como reproductora, en un lugar subordinado, como en otras culturas lo es la ablación de clítoris o el ocultar su rostro. Al elegir el tema del aborto aisladamente, no defiendes ninguna vida, todo lo contrario, solo das argumento a la apropiación del cuerpo femenino por parte del varón. De hecho se consideraba santo a muchos “no natos” es decir a los que sacaron del vientre de la”madre” matándola. Mataban-matan- a la maceta para salvar a la semilla….no por la semilla, si no porque es la semilla del varón. Y como todos saben “las macetas” no pueden decidir sobre sí mismas, solo pueden aceptar su “destino”.

  11. andres2099 Says:

    Estuve leyendo todos los mensajes anteriores, y ninguno me convenció al 100 %. Durante mi vida fui cambiando de opiniones sobre la cuestión del aborto. En algunas etapas estuve en contra y en otras a favor, pero por razones distintas a las que suelen darse. Lo que he notado es que el debate se da en distintos planos o “frentes” – término más apropiado porque las discusiones a veces se tornan verdaderas batallas – y las argumentaciones muchas veces se contradicen. Por ejemplo:

    1) Desde el punto de vista materialista y socio-clasista, se pone el acento en el valor “igualdad socio-económica”. Los abortistas materialistas sostienen que la interrupción del embarazo es una herramienta de planificación familiar que mantiene a la población en un nivel reducido, y así se impide la baja de salarios y una mayor explotación al trabajador por parte del capitalista. Por su parte, los abortistas socio-clasistas entienden que evitar la práctica es imposible, y entonces la gran injusticia estriba en que las mujeres de clase media y alta cuentan con condiciones de salubridad mucho mejores que las más humildes. Por otro lado, y desde una perspectiva filosófica/bioética, quienes defienden la postura afirman que el feto no puede ser considerado una “persona” sino hasta después de x cantidad de meses. Y en este punto encuentro una contradicción con las argumentaciones anteriores que se basan en la igualdad entre los seres humanos, ya que suponer que alguien tiene un status jurídico superior que otro por el sólo transcurso del tiempo, es tan arbitrario como asegurar que una vida es más importante que otra por factores tales como la edad, la raza, la nacionalidad, o la condición social, que paradójicamente es lo que más debería indignar a un pensador materialista o clasista.

    2) Desde el punto de vista feminista, se pone el acento en el valor “igualdad de género”. Se afirma que impedir a la mujer abortar libremente sería un obstáculo a su desarrollo como individuo en un pie de igualdad con el hombre: su goce estaría limitado ya que el sexo sólo debería cumplir una función reproductiva, su evolución profesional se estancaría por el deber de criar a los hijos, su identidad como sujeto autónomo se opacaría no sólo por ser “la esposa de…” sino también por ser “la madre de…”, etc. Estos argumentos serían atendibles, siempre y cuando paralelamente se admita el “derecho a abortar del hombre”. Es decir, que el hombre tenga el derecho a “abortar jurídicamente”, facultad que implicaría, por ejemplo, negarle derechos alimenticios y hereditarios a su hijo biológico aún no nacido, a través de algún acto formal en el Registro Civil. Sin embargo, los intelectuales feministas sitúan el derecho al aborto exclusivamente en la mujer y como una resolución exclusiva de ella. La contradicción que noto es que al ser la decisión unilateral, se induce a que la mujer elija cuando “conviene” ser madre, en función del patrimonio del padre. Esta consecuencia probable, creo que se opone a los principios generales del feminismo que promueven una verdadera igualdad entre los sexos, y no que la mujer se aproveche de un derecho para mejorar su status de vida a costa del hombre.

    3) También se suele defender al aborto en ciertas circunstancias particulares, como cuando la vida de la mujer corre peligro, o el embarazo es producto de una violación. En el primer caso el debate se vuelve a circunscribir a la cuestión filosófica/bioética acerca de cuando debe considerarse que una persona “existe”, y del mayor o menor valor que una vida o conjunto de células vivas posee con respecto a otro. En el segundo caso, seguramente por la carga afectiva que implica una violación, el tono del debate se torna más violento al mismo tiempo que los argumentos pierden consistencia. La lógica es esta: el aborto es algo inmoral, pero deja de serlo si se realiza como consecuencia de otro acto inmoral anterior. Quienes mantienen ese razonamiento, en principio le asignan la calidad de “persona” al feto, pero consienten que se lo extinga por una circunstancia totalmente ajena e irreprochable a esa nueva “persona”. Se manifestaría aquí una huella de las organizaciones sociales más primitivas en las que existía la responsabilidad penal familiar o colectiva, y el hijo podía ser castigado por un crimen cometido por su padre.

    4) En el caso argentino, noto la incoherencia de algunos grupos políticos que por un lado – y con cierta razón – critican los subsidios que el estado otorga a los padres de bajos recursos en función de la cantidad de hijos que tengan, ya que así se induce la reproducción irresponsable, y por otro lado se oponen a las políticas de planificación familiar, entre ellas el aborto, que podrían llegar a frenar algo a la “maquina de crear pobres”.

    En fin, cuando hay tanta vehemencia a la hora de defender una postura y al mismo existen tantas contradicciones para “racionalizarla”, en realidad son algunos elementos psicológicos de fondo los que más están actuando. Y la política suele aprovecharse de las pasiones más profundas del ser humano. En EE.UU. el partido demócrata y en Europa Occidental los partidos “socialistas”, al ser tan similares en sus programas económicos con sus rivales de derecha, suelen utilizar temas referidos a la moral o a las relaciones de familia para “diferenciarse”. No es de extrañar que haya muchos interesados en que la rivalidad política entre derecha e izquierda se desplace desde aspectos macroeconómicos de fondo hacia otro tipo de cuestiones como ser el aborto. En Argentina puede ser que esté sucediendo algo similar: en épocas en las que se vislumbra la caída de las “banderas progresistas”, como ser una economía y sociedad más justas, se levantan todo tipo de “banderines” para compensar.

    • kalipolis Says:

      Andres, realmente e sun placer leer tus comentarios, me gustaría saber si vos tenes un blog para poder leerte o alguna cuenta en twitter.

      Saludos!

      • andres2099 Says:

        Hola Kalipolis. Muchas gracias por todo. No tengo blog, el twitter hoy por hoy casi no lo uso, tengo una cuenta pero es sólo para hacer “humor gráfico”. Por si querés te paso mi msn: andres9099@hotmail.com

  12. 67quijote Says:

    Lo dicho, Andres inteligentemente reconoce que hubo tiempo que estuvo a favor y otras en contra.

    Mas allà de la legalizaciòn politica o no, hay algo fundamental, libertad de elecciòn, cada caso tiene que ser considerado particularmente, el aborto es algo muy grave, para mi modo de vista, como para que entren politicos hacer bandera,patrias al respecto.

    Me encanta el final Andres, de lo mas acertado que he leido en años al respecto del aborto.

    Saludos


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: